Galletas Ombre

Galletas Ombre ¡Tentadoras y deliciosas!


Accede a REPOSTERAS! Tienes que ver esta delicia!

Unas deliciosas galletas Ombre italianas que van a pasar a formar parte de tus recursos reposteros.

Si haces esta receta vas a ser reconocida como una repostera distinguida. Realmente son muy delicadas y combinan a la perfección los deliciosos sabores de la vainilla, la mermelada de damasco o albaricoque y los pedacitos de almendras, que además le aportan un toque crocante.

Estas galletas, Ombre cookies en inglés, se caracterizan por un degradé de colores que les otorga una peculiar belleza.

Te invitamos a descubrir la receta y a ponerte manos a la masa porque sabemos que si te lo propones vas a lograr unas galletas tan bonitas y deliciosas como las que te mostramos en la foto que ilustra esta nota.

Galletas Ombre ¡Bonita creación que tienes que probar!

Ingredientes:

  • 8 tazas (250 grs.) de harina de pastel blanqueada
  • 1/2 cucharadita de polvo de hornear
  • 1 1/2 tazas de azúcar granulada
  • 225 grs. de almedras cortadas en trozos de
  • 7 huevos grandes, a temperatura ambiente
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 1/2 cucharadita de sal
  • 8 cucharadas de mantequilla sin sal, derretida y ligeramente enfriada
  • Colorantes de alimentos para teñir las distintas capas de las galletas.
  • 2/3 taza de mermelada de damasco o albaricoque
  • 175 grs. de chocolate agridulce finamente picado
  • 1 cucharada de mantequilla sin sal

Preparación

  1. Precaliente el horno a 180 grados C; coloque la rejilla del horno en el centro del mismo.
  2. Engrase una bandeja para hornear de 23 por 33 cm. Coloque un trozo de papel de pergamino de 33 cm. de ancho en bandeja para hornear, dejando un saliente en los bordes largos (esto le permitirá retirar las galletas de la bandeja después de hornear). Engrasar ligeramente el pergamino.
  3. Tamizar la harina y el polvo de hornear juntos y reservar.
  4. En un procesador de alimentos, pulse el azúcar y la pasta de almendras hasta que se mezclen y no queden trozos grandes de pasta de almendras, de 20 a 30 segundos. Transfiera al tazón de una batidora y añada los huevos, la vainilla y la sal. Con el accesorio para batir, bata a velocidad media-alta hasta que esté pálido y espeso, aproximadamente de 5 a 7 minutos. Reduzca la velocidad a baja y rocíe con mantequilla derretida, seguido de la mezcla de harina, mezclando hasta que los ingredientes secos estén recién incorporados.
  5. Divida la masa en 3 partes iguales y mezclar con el colorante de alimentos según se desee. En este caso colorea una de las partes con verde, la otra con un verde más claro y la tercera dejarla natural.
  6. 2-3 gotas de colorante serán suficiente para teñir cada una de las porciones de masa en que hemos dividido la preparación. Recuerda que uno de ellos tienes que dejarlo sin teñir.
  7. Con una espátula de compensación, extienda la primer porción de masa en una capa uniforme sobre la fuente.
  8. Hornear hasta que la parte superior esté lista y los bordes comiencen a dorarse, de 10 a 12 minutos.
  9. Dejar enfriar por 5 minutos, luego levantar cuidadosamente la torta de la fuente usando el saliente de pergamino. Colóquelo en una rejilla de alambre para que se enfríe completamente.
  10. Repita con los otros dos colores de masa, dejando que la bandeja se enfríe completamente y forrándola con un nuevo trozo de pergamino para cada capa (o si tiene más de una bandeja de 23 por 33, puede hornear una inmediatamente después de la otra).
  11. Una vez que todas las capas estén cocidas y enfriadas, invierta la capa inferior (el color más oscuro si está haciendo ombre) sobre una tabla de corte forrada de pergamino.
  12. Retire suavemente el pergamino. Cubre con 1/3 de taza de mermelada uniformemente sobre la parte superior del pastel. Invierta la segunda capa en la parte superior, colocándola de manera que los bordes queden alineados de manera bastante uniforme.
  13. Retire el pergamino y cúbralo con 1/3 de taza de mermelada restante, seguido de la última capa de pastel.
  14. Derrita suavemente el chocolate y la mantequilla en el microondas a la mitad de su potencia o a fuego doble hasta que esté suave. Cubra con el chocolate derretido uniformemente sobre el pastel en capas. Si lo desea, puede dejar el chocolate liso en la parte superior o puede pasar un tenedor a través de él para obtener un efecto de remolino.
  15. Deje que el chocolate se fije a temperatura ambiente durante 1 a 2 horas. Usando un cuchillo dentado afilado, corte los bordes, luego corte longitudinalmente en 5 tiras (aproximadamente 5 cm. de ancho) y luego transversalmente en 12 pedazos de 3 cm..
  16. Sirva inmediatamente o guarde las galletas en un recipiente hermético hasta por una semana.
4.5/5 (4 Reviews)
Suscríbete hoy mismo ¡Es GRATIS!¡Te enviaremos contenido PREMIUM a tu eMail!

Forma parte de nuestra comunidad de reposteras para recibir recetas PREMIUM en tu correo ¡Y todo GRATIS!  

Aprovecha esta oportunidad ¡Es una oferta por tiempo limitado! ¿A que esperas ¡Es GRATIS!  Suscríbete ahora...  Solo tienes que completar tu nombre y tu eMail para formar parte de nuestra comunidad de Reposteras...


Like it? Share with your friends!

0 Comments

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Suscríbete a nuestro NewsletterRecetas premium GRATIS en tu eMail
Como hacer el MEJOR BIZCOCHO DE MANZANA!QUIERO VER