Roscón de Reyes sin azúcar.Sabrosas!

¡Mira las mejores recetas de las reposteras!

Hoy en REPOSTERAS te daremos los secretos para preparar unas Roscón de Reyes sin azúcar.

Esta preparación es la más exquisita del planeta.

Si te fascinan las recetas fáciles, la de hoy te va a enloquecer!

Ve a la cocina y comencemos ya mismo a preparar nuestra receta de Roscón de Reyes sin azúcar.

Receta de Roscón de Reyes sin azúcar

Qué ingredientes necesitas

500 gr. de harina integral de fuerza

20 gr. de edulcorante

40 gr. de levadura

3huevos

1naranja

1limón

100 ml. de leche tibia

120 gr. de mantequilla

80 ml. de agua de azahar

Aceite de oliva

10 gr. de sal

Para decorar:

2 huevos

80 gr. denueces

1 sobre de gelatina sin sabor

La preparación

Lo primero que debes hacer es poner en un bol la mitad de la harina integral, la levadura y la leche tibia. Remueve bien estos ingredientes con unas varillas y, a continuación, pon la mezcla en una superficie plana para amasarla con las manos haciendo una gran bola con ella.

Haz unos cortes transversales por encima de la masa, tápala con un paño un poco húmedo y deja que repose durante una hora y media a temperatura ambiente.

Mientras tanto puedes ir preparando el resto de la masa. Pon la mantequilla en el microondas durante 30 segundos, bátela y comienza a añadirle poco a poco la sal, los tres huevos, el agua de azahar, el edulcorante y la ralladura de la piel de la naranja y la del limón (antes debes lavar y secar la piel de estas frutas).

Remuévelo todo y cuando se mezclen por completo estos ingredientes incorpora el resto de la harina integral. Mezcla de nuevo hasta conseguir una masa homogénea. Deja esta masa reposar mientras termina de hacerlo la otra.

Una vez transcurrida la hora y media de reposo de la primera masa, debes unir ambas mezclas trabajándolas a la vez hasta que formen una única masa elástica y fina. Haz una gran bola con ella y úntala con un poco de aceite de oliva. Cúbrela con un paño seco y deja que repose, como mínimo, un cuarto de hora.

Pasado ese tiempo, haz un agujero en el centro de la bola de masa y después colócala en un molde para hornear. Presiona del centro hacia fuera para darle a la masa la forma de roscón. Para comenzar a decorar el roscón, bate un huevo y píntalo con él. Después, deja que repose tres horas la masa de nuevo a temperatura ambiente. Verás como triplica su tamaño.

Transcurrido este tiempo, pon a precalentar el horno a 200ºC y bate otro huevo. Pinta la masa de nuevo y una vez que el horno alcance la temperatura deseada, pon a hornear el roscón durante tres cuartos. Mientras tanto, corta la naranja y el limón que has rallado previamente y pica las nueces.

Cuando haya pasado media hora, saca el roscón del horno y ponle la fruta por encima. Vuelve a meterlo y espera el tiempo que falta, es decir, 15 minutos. Cuando esté listo el roscón, apaga el horno, apártalo y deja que se enfríe un poco. Después cúbrelo con una capa de la gelatina sin sabor, y esparce por encima las nueces picadas.

¡Y ya …

0/5 (0 Reviews)

Suscríbete gratis! Recibe las mejores recetas del mundo en tu correo


Deja un comentario